Préstamo para invertir

Con las recientes caídas llevamos un tiempo pensando en concentrar compras en este momento que nos parece bastante bueno. Estamos viendo precios que hacía mucho tiempo no se veían y que eran impensables hace un mes. El problema es el de siempre: la liquidez. En nuestro caso además, se une algún que otro factor extra. Por eso hemos estado mirando alternativas.

¡Aprovecha las mejores ofertas disponibles solo por tiempo limitado!

Este pensamiento coincide con que hemos visto muchos comentarios tanto en Twitter como en foros, acerca de la opción de pedir un préstamo para exactamente lo mismo, concentrar compras. Por lo que parece una opción extendida entre la comunidad últimamente.

Si bien estas caídas generalizadas y pronunciadas suelen ser buenas oportunidades de compra (al menos eso dice la teoría), no estamos muy seguros de que merezca la pena endeudarse para pegarle un empujoncito a la cartera.

Aún así, hemos valorado nuestras opciones y circunstancias.



¿Es buena idea pedir un préstamo para invertir?

Como regla general diremos que pedir un préstamo para invertir en bolsa no es una buena opción y para nada recomendable. Recordad que solo hay que invertir en bolsa aquel dinero que no vayamos a necesitar a corto ni medio plazo. Y sobre todo, no invertir dinero que no tenemos. Endeudarse para estos menesteres no parece, por tanto, una buena idea.

Además, ya sabéis que nosotros somos anti-deudas. Actualmente no disponemos de ninguna tras habernos quitado la del coche hace casi un par de años ya.

Dicho esto, puede haber situaciones en las que pueda merecer la pena, o al menos, estudiarlo. En este sentido, tenemos varias opciones (las que a nosotros se nos ocurren).

Préstamo al banco

La primera opción que se nos viene a la mente es acudir a un banco en busca de un préstamo. De entrada, esta opción nos parece la peor con diferencia. El banco tiene mucho dinero, tú recurres a ellos porque lo necesitas. Ellos lo saben y se aprovechan. Son una empresa. Están para ganar dinero, no para ser ONGs.

Sin embargo, el tipo de interés que tengan dichos préstamos será lo que marque si es buena opción o no.

Hemos visto a varios compañeros a los que ING les ofrecen préstamos de hasta 60.000€ al 2,99% TIN. Este interés es bastante bajo para lo que suele ser habitual en estos productos a día de hoy. A priori, y si eres capaz de sacar una RPD neta por encima del interés a pagar, puede parecer una buena opción.

Recibes el dinero, adelantas las compras con RPD por encima del 3% neto y das un empujoncito a la cartera.

Sin embargo, nosotros no tenemos esas condiciones tan ventajosas en ING (ni en ningún otro banco). A nosotros nos piden un 6% TIN. Evidentemente, con este interés, ni nos lo planteamos.

Hacernos un auto-préstamo

Es otra de las opciones que se pueden tomar. Básicamente sería coger parte del colchón para hacer varias compras ahora y devolver el dinero con el ahorro de los siguientes meses. Es lo mismo que pedírselo al banco pero con interés 0 y con la tranquilidad de que si un mes no puedes pagar la letra, no van a venir a buscarte.

Como desventaja principal tenemos que nuestra seguridad económica se ve muy mermada. Reducir el colchón, aunque sea de manera temporal, es asumir un riesgo extra que no todo el mundo está dispuesto a asumir.

En nuestro caso particular y dada la situación actual, la cantidad de la que estaríamos hablando es bastante modesta comparada con el tamaño de nuestra cartera y del colchón.

Desde hace bastantes meses, estamos dedicando parte del ahorro a aumentar el colchón pese a tenerlo formado. Algo así como un fondo de inversión al que aportamos mensualmente. Si estamos tranquilos con, por ejemplo, 1 año de gastos cubiertos, imaginad con 2 o 3. Además de aumentar la tranquilidad, tenemos otro objetivo secundario: afrontar, en un futuro, un gasto importante como comprar una casa, cambio de coche…

La cantidad a coger del colchón sería sensiblemente superior al exceso de lo que nosotros consideramos como colchón. Así que, se podría decir que estaríamos «gastando» el exceso.

En caso de elegir esta opción, repondríamos el colchón en los meses sucesivos con gran parte de lo dedicado a inversión. Seguramente seguiríamos con las compras periódicas, pero de menor importe, para reponer lo prestado lo antes posible.

Calculamos que nos llevaría unos 3-4 meses el devolvernos el dinero.

El mayor inconveniente que le vemos a esta opción, además del ya mencionado de la seguridad económica, es la boda. Nos casamos en Junio de 2019 y tendremos que afrontar bastantes gastos. Si no tuviéramos este pequeño-gran inconveniente, ya habríamos tirado por este camino.



Usar el margen de Interactive Brokers

Esta opción está solo disponible para los que tienen una cuenta margen en Interactive Brokers y una cartera de cierto tamaño.

Interactive Brokers es el Ferrari de los brokers. Además de sus bajísimas comisiones tiene muchas otras ventajas, entre las que se incluye el interés que te cobran por el dinero que te prestan. Si tienes una cuenta margen, puedes pedir una cantidad máxima de dinero a Interactive Brokers para operar. Esta cantidad máxima será mayor cuanto mayor sea tu cartera.

El interés que nos aplicarían sobre los Euros prestados sería del 1,5% anual.

Es la opción que más nos gusta a priori. En nuestro caso, el margen que tenemos es muchísimo más alto de la cantidad que tenemos en mente pedir prestada.

Nuevamente, devolveríamos el dinero a IB con el dinero proveniente del ahorro + dividendos. Invertiríamos mucho menos, o nada, los próximos meses hasta devolver la cantidad prestada y reducir así los intereses a pagar.

 

La única pega a esta opción es que queremos esperar a 2019. Estamos tan cerca de tener que presentar el 720, que a apenas una semana de acabar 2018 nos parece sensato retrasar las compras y evitarnos un engorro más este año. Si bien no le tenemos miedo, tampoco tenemos prisa por obligarnos a presentarlo. Por lo que podemos esperar unos días más.

Despedida

¿Es esta una buena idea? Como respuesta automática e inmediata, tenemos un NO.

Sin embargo dependerá de la persona y sobre todo de las condiciones. Si te prestan un buen dinero a interés cero en un momento que parece bueno para concentrar compras, probablemente todo el mundo lo cogería.

Ahora ya depende de cada persona elegir el interés máximo que estaría dispuesto a pagar para realizar la operación.

Nosotros, en este particular caso, lo queremos ver como un adelanto de compras. Disponer ahora del dinero que podríamos juntar en unos 3-4 meses. Pero claro, nadie nos garantiza que este momento es mejor que el que tendremos dentro de esos 3-4 meses. Y es que, si lo supiéramos, no estaríamos haciendo esta entrada. Estaríamos contando billetes jejeje.

Sin embargo, si lo viéramos super claro, no lo estaríamos pensando tanto. Y esto puede ser el indicativo claro de que no es una buena idea.

Y a vosotros…¿Qué os parece la idea? ¿Os lo habéis planteado? ¿Lo habéis llevado a cabo alguna vez? ¿Habéis hecho números? 

Si te ha gustado, por favor, puntúa el artículo con las estrellas de abajo y/o compártelo.

No te olvides de suscribirte al blog para no perderte nada de lo que publicamos. También puedes seguirnos en Twitter donde comentamos casi a diario. Sigue nuestra faceta más personal en Instagram.

Poco a Poco…

4.8/5 - (13 votos)
Suscribirme
Avísame de
guest
41 Comentarios
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios
Fico
Fico
2 años

Buen domingo a todos.
Una pregunta sobre el margen de IB: Estuve hablando con ellos por el chat y me confirmaron que a día de hoy el interés que cobran es de 1,5 %, y que no funcionan como un banco al uso (no tienes que solicitar préstamo), sino que simplemente realizas las operaciones y ya está (siempre y cuando no superes tu «buying power».)
Mi duda es la siguiente: ¿sabe alguien cada cuanto cobran el interés? ¿Se va actualizando a medida que «debes» menos dinero? Por ejemplo, si debes 1000 € te cobrarán 1,5% de 1000 €, pero si pasas a deber solo 800 €, el interés de 1,5% pasan a computarlo a partir de los 800?
La verdad es que de ser así me sorprenderían las condiciones tan ventajosas que ofrecen. Es una buena opción poder trastear con el margen en esas condiciones siempre que tengas recursos detrás para afrontar ese préstamo. Pero ya sabes, nunca es oro todo lo que reluce… ¿o quizá esta vez sí?
Saludos cordiales desde Ibiza.

Fico
Fico
2 años

Millones de gracias IPP! Una explicación mucho más detallada que las que obtuve de los operadores. Cuadra genial con lo que tenía entendido, pero claro, me sorprendían esas geniales condiciones.
Un abrazo grande en estos días calurosos.
Saludos desde Ibiza

AnderHL
AnderHL
1 año

¿Sabéis si esto mismo se puede hacer en ese broker tan querido en esta casa? 🙂

Carlos
Carlos
2 años

Préstamo Black Friday de Santander … una vez al año no hace daño 😉

Olimpo
Olimpo
2 años

Buenos días,

Planteas un dilema grande, porque los precios parecen muy buenos y puede ser un buen momento, pero como muchos comentarios dicen, nunca se sabe y puede seguir cayendo.

Estoy en una situación casi casi calcada a la vuestra. Sin deudas, y con una boda también en los próximos meses (por cierto, enhorabuena!!). Por eso, por un lado me retrae sacar del colchón – me da miedo tener luego que vender acciones, etc; pero por otra parecemos estar un momento muy bueno que aceleraría mucho el camino si se aprovecha bien.

Valorando las opciones, todas tienen sus inconvenientes:
-El banco como muy bien decís es que las cuotas mensuales harían que «durmiéramos peor» si se complica la situación.
-El autopréstamo, aunque sea a interés 0%, tiene el problema de que teniendo gastos inciertos en el horizonte, aumenta la intranquilidad al reducir mucho la capacidad de maniobra ante imprevistos o situaciones que acaban siendo peor que lo planeado.
-IB cobra un interés bajo y sería una opción porque no «exige» cuotas para devolver, pero como bien decís «limita» la capacidad de poder usar ese margen si las cosas se complican. Y aparte, si te pasas con la cantidad y el mercado cae, se pueden tener problemas.

Una posibilidad sería utilizar a pequeña escala el margen de IB pero limitando el importe tomado prestado a la cantidad esperada anual de ingresos por dividendos. Sería como adelantar la reinversión de los dividendos de la cartera; dejando los dividendos de la empresa(s) comprada(s) para pagar los intereses. La ventaja que tendría esto es que no se consume mucho margen y aún sigues teniendo una pequeña capacidad de maniobra (tirar de más margen) si las cosas se complican.

En diciembre yo usé usé el margen para no tocar un depósito que me daba más que el margen: aproveché las caídas y luego repuse con la extra. Esto sería lo mismo, pero en vez de tener la extra en mente a 10-30 días, tendría los dividendos a 1-10 meses. ¿Cómo lo véis?

Saludos

Jose
Jose
3 años

Pues yo lo veo de perogrullo. El préstamo de ING es al 2,95% (TAE 2,99%) con unas condiciones transparentes. Mi operativa ha sido la siguiente: he comprado acciones de BME, ENA, MAP, Bayer y DAI, mirar rentabilidad por dividendo y calcular los intereses a pagar por préstamo y la rentabilidad. El resultado: pago aproximadamente 8500€ de intereses en 7 años y consigo alrededor de 30000€ brutos y si aplicó el interés compuesto algo más, al margen de las posibles revalorizaciones

Mosquy
Mosquy
3 años
Responder a  Jose

yo creo que con las condiciones de ing del 2.95 es muy interesante, siempre que te no te endeudes demasiado y que seas capaz de pagar el prestamo sin problemas ni incertidumbres.